jueves, 8 de septiembre de 2011

TÉCNICAS DE MAGIAK SEXUAL 06

Por Jason Augustus Newcomb
(Traducido por Manon de Sexual Sorcery)

-Apéndice 1-

El Trance Mágicko

     El estado de trance mágico ha sido llamado por muchos nombres: el trance ligero, autohipnosis ligera, consciencia mágica, estado alterado, ensoñación de vigilia, meditación, introspección. Es, sin embargo, simplemente un estado de consciencia en el que limitas tu atención, te relajas, y enfocas sobre fenómenos imaginarios. Te introduces en este estado naturalmente cuando ves la TV o una película, haces trabajo en casa, haces el amor, conduces por la autopista, ensueñas en vigilia o meditas.
     Para la magiak sexual, no necesitas entrar en un trance formalmente; él vendrá a ti naturalmente. Pero mientras te estás entrenando, es buena idea acostumbrarte a conseguir este estado a través de la práctica. Una vez acostumbrado a él, puedes entrar en el mismo virtualmente a voluntad.

Entrando en un Trance Mágicko

1. Encuentra un momento y un lugar donde no serás interrumpido por al menos media hora. Siéntate en una posición confortable y permítete relajarte. Cierra tus ojos.
2. Toma tres o cuatro respiraciones profundas y permite a tu cuerpo relajarse profundamente con cada exhalación. Después devuelve tu respiración a tu subconsciente.
3. Empieza a observar las sensaciones de tu cuerpo. Empieza enfocándote en tus pies. ¿Qué sensaciones sientes? ¿Están tensos? Permíteles relajarse. Lentamente observa y esfuérzate en relajar cada parte de tu cuerpo, moviéndote hacia arriba. Observa tus tobillos, tus espinillas, tus muslos, tus glúteos, tus ingles, tu espalda, tu pecho, tus hombros, tu cuello. Continúa hasta que alcances la coronilla de tu cabeza. Puede que te distraigas completamente con pensamientos mientras estás haciéndolo. No te preocupes. Simplemente reasume donde lo dejaste cuando recuerdes lo que se supone que estás haciendo. En el momento en que alcances la cima de tu cabeza, habrás logrado un grado medianamente bueno de foco interno.
4. Empieza a enfocar el área directamente encima de tu cabeza, imaginando un globo de brillante luz blanca a una corta distancia encima de ti del tamaño aproximado de un pomelo. Esta es la luz de tu mente superconsciente. Es la luz de tu Kether personal, la Corona Cabalística. Es el sahasrara - el loto de mil pétalos del yoga. Tu visualización de esta luz no necesita ser perfecta; sólo pretende hacerlo correctamente.
5. Imagina esta luz brillando hacia abajo sobre tu cabeza. Conforme la luz toque tu cabeza, empieza a llenarla con luz. Mientras esta luz avanza relaja la cima de tu cabeza, tu frente, ojos, mejillas, mandíbula y la parte de atrás de tu cabeza, mentalmente di para ti, "diez".
6. Permite que la relajante luz continúe llenándote. Mientras se mueve hacia abajo a tu cuello y garganta, relajándolos, di "nueve".
7. Permite que la relajante luz continúe llenándote. Mientras se mueve hacia abajo a tu pecho y hombros, relajándolos, di "ocho".
8. Permite que la relajante luz continúe llenándote. Mientras se mueve hacia abajo a tus brazos, manos y dedos, relajándolos, di "siete".
9. Permite que la relajante luz continúe llenándote. Mientras se mueve hacia abajo a tu abdomen y espalda, relajándolos, di "seis".
10. Permite que la relajante luz continúe llenándote. Mientras se mueve hacia abajo a tus ingles y glúteos, relajándolos, di "cinco".
11. Permite que la relajante luz continúe llenándote. Mientras se mueve hacia abajo a tus muslos, relajándolos, di "cuatro".
12. Permite que la relajante luz continúe llenándote. Mientras se mueve hacia abajo a tus rodillas, relajándolas, di "tres".
13. Permite que la relajante luz continúe llenándote. Mientras se mueve hacia abajo a tus espinillas, relajándolas, di "dos".
14. Permite que la relajante luz continúe llenándote. Mientras se mueve hacia abajo a tus pies y dedos, relajándolos, di "uno".
15. Ahora estás en un buen estado de trance. Puedes experimentar extrañas sensaciones y deberías estar completamente relajado. Si te duermes durante cualquier parte de este ejercicio, no te preocupes. Sólo continúa donde lo dejaste cuando despiertes.
     Familiarízate con este estado. Puedes notar cualquiera efectos drásticos, pero sólo siéntete relajado. Sólo has cambiado muy ligeramente tus condiciones perceptivas y reducido el apabullante número usual de señales provenientes de tu cuerpo físico. Todavía serás consciente de que estás sentado en una habitación, pero no será el centro de tu enfoque. Simplemente observa esto por unos pocos minutos.
16. Después de unos pocos minutos, cuando te sientas confortable, retorna a la consciencia despierta normal. Para salir del trance, simplemente revierte el proceso. Vuélvete gradualmente consciente de tu cuerpo, redespertándolo. Finalmente, abre tus ojos y levántate. Probablemente te sentirás muy relajado. Registra tus experiencias en tu diario.

     Cuando te introduces en un trance, puede que notes sensación de hormigueo, calidez, frío, una sensación de ligereza, una sensación de pesadez, una falta de deseo de moverte, contracciones menores en tus dedos de manos y pies, una sensación de deslizamiento, o una sensación de flotación. Sólo un breve tiempo en este estado puede ser refrescante como una siesta.

-Apéndice 2-

Práctica Energética Autoerótica

1. Para comenzar, simplemente empieza a masturbarte. Puede que desees separar de algún modo esta masturbación e introducirla en un contexto mágico a través de un ritual o meditación preliminar, pero esto no es realmente necesario.
2. Mastúrbate hasta que estés justo para tener un orgasmo, hasta que estés justo en el "punto de no retorno", digamos al 90-95 % del camino. Pero no te entregues al orgasmo. En lugar de ello, contrae tu perineo y lleva esa energía sexual altamente cargada hacia arriba por el interior de tu cuerpo. Puedes llevarla hacia arriba a través de todos tus chakras, quizá a uno que sientas que está ligeramente bloqueado.
3. Una vez estés calmado y la energía haya sido útilmente dirigida, puedes reasumir la masturbación.
4. Repite este proceso varias veces, evitando el orgasmo, por supuesto, si estás practicando alguna forma de castidad mágica.
5. Registra tus experiencias en tu diario mágico.

     Una vez te hayas vuelto un poco adepto a esto, intenta elevar esta energía sexual al tercer ojo y dispararte dentro del astral para experimentar el cuerpo de luz en un contexto sexual. Esta es una versión autoerótica del Sueño de Siloam. Puedes usar efectivamente actividad ritual preliminar para prepararte para las visiones de esta forma.

-Apéndice 3-

La Asunción de Formas Divinas

     A menudo acompaña a la vibración de nombres divinos en las instrucciones mágicas. La asunción de formas divinas simplemente es una forma de conectar astralmente con las formas de los dioses para que puedas representarlas en varios contextos ceremoniales. Mientras que esta técnica es básicamente sólo una forma de imaginación activa, puede tener un poderoso efecto mágico y psicológico sobre la consciencia. Puede ser usada efectivamente con cualquier panteón de dioses - Griego, Romano, Egipcio, Celta o Hindú.
     También puedes usar una modificación de esta simple técnica para conectar directamente con las energías arquetípicas de los dioses para desarrollar nuevas habilidades o rasgos de personalidad en ti mismo. Combinada con las técnicas sexuales dadas en este libro, esta puede tener un increíble poder transformador.
     Antes de que empieces, familiarízate con las características e imágenes físicas comunes del dios con el que hayas elegido trabajar. Internet puede ser un excelente recurso para este tipo de investigación. Conoce la forma de tu dios muy bien, para que puedas imaginarlo tan vívidamente como sea posible. Crowley sugiere que pintes o dibujes al dios para que estés conectado con él tan profundamente como puedas.

Asumiendo la Forma Divina

1. En un trance mágico, y probablemente después de haber conducido algunos rituales preliminares, empieza a visualizar la forma distintiva del dios que hayas elegido. Observa esta forma brillando intensamente con una energía del color apropiado.
2. Adopta la misma postura del dios. Imita la forma en que vez al dios ya sea de pie, sentado o moviéndose.
3. Imagina la forma del dios entrando en ti y abarcando tu forma.
4. Observa y siente tanto a ti como al dios integrándoos en una sola forma. Permítete crecer en estatura para llenar el universo en la forma del dios. Experimenta el universo como este dios lo haría. Conviértete en el dios tanto como te sea posible.
5. Conduce cualquier magiak que elijas en la forma de este dios.
6. Cuando hayas terminado con tu ritual, sepárate del dios y agradécele por compartir su ser contigo. Registra tus experiencias en tu diario.

-Apéndice 4-

Tu Templo Interior
(Traducido de New Hermetics de Jason Augustus Newcomb)

     Para usar muchas de las herramientas de los Nuevos Hermetistas, necesitarás un templo o habitación de trabajo en los planos internos. Realmente sólo es un asunto de imaginarlo a existencia. Este templo imaginario actúa como el lugar de conexión entre tu mente consciente y la ilimitada expansión del inconsciente colectivo. Ahora que has ganado un poco de habilidad en la visualización, puedes crear esta área. Puede parecer un ejercicio de imaginación estúpido por ahora, pero crecerá más y más en poder mientras más uses tu templo. El templo de los Nuevos Hermetistas está basado en la fórmula de la carta del tarot, “El Mundo”, contigo en el centro entre las cuatro fuerzas elementales y la más grande expansión del universo interior por encima de ti.
     Puede que ya hayas creado un templo interior propio en tu trabajo mágico previo, y no estoy de ninguna forma intentando reemplazarlo o suplantar a ese templo interior. Sin embargo, el diseño del templo interior que sigue es específicamente para uso con las herramientas de los Nuevos Hermetistas, y necesitarás crear este templo en tu mundo interior a fin de conseguir lo más posible de los Nuevos Hermetistas. Ciertamente puedes seguir usando tu propia construcción interior para otros propósitos. Este templo es meramente tu templo interior de los Nuevos Hermetistas. También puedes sentirte libre de “vestir” tu templo en cualquier forma que gustes en la medida en que contenga los elementos básicos delineados más abajo.

1. Entra en un trance mágciko.
2. Una vez estés completamente relajado, visualiza que estás en un vestíbulo o cueva.
3. Desplázate a través del vestíbulo, notando vívidamente las texturas, olores y sonidos.
4. Al final del vestíbulo, crea una puerta. Si no la ves justo allí, di a ti mismo que experimentes una puerta y aparecerá. Esta es la entrada a tu templo.
5. Abre la puerta y da un paso a su interior. Visualiza tu templo como una habitación desnuda con cuatro paredes, aunque eventualmente puedes llenarla con cualquiera objetos que quieras conforme las necesidades vayan surgiendo.
6. Mira a la pared de delante directamente frente a ti. Esta es el este en tu templo interior. Haz esta pared amarilla con tu imaginación. Esta será la localización del elemento aire. Puedes visualizar esta pared más como una ventana con hinchadas nubes amarillas detrás de ella. Siente una cálida brisa, y escucha el susurro del viento. Cualquier ser o fuerza que tenga que ver con el elemento aire vivirá y se manifestará desde esta pared (ver figura 11).
7. Visualízate girando hacia la derecha (en el sentido de las agujas del reloj), a la pared sur. Haz esta pared roja. Esta será la localización del elemento fuego. Puedes visualizar esta pared más como una ventana con fogosas, rojas, ardientes llamas detrás de ella. Siente llamas calientes, y escucha el crepitar del fuego. Cualquier ser o fuerza que tenga que ver con el elemento fuego vivirá y se manifestará desde esta pared.
8. Visualízate girando hacia la derecha (en el sentido de las agujas del reloj), a la pared oeste. Puede que veas la puerta a través de la que viniste en esta pared, pero no tiene que estar allí a menos que la necesites. Haz esta pared azul. Esta será la localización del elemento agua. Puedes visualizar esta pared más como una ventana con fluida y ondulante agua azul detrás de ella. Siente la fresca humedad, y escucha el chapoteo de las olas. Cualquier ser o fuerza que tenga que ver con el elemento agua vivirá y se manifestará desde esta pared. (ver figura 12).
9. Visualízate girando hacia la derecha (en el sentido de las agujas del reloj), a la pared norte. Haz esta pared negra. Esta será la localización del elemento tierra. Puedes visualizar esta pared más como una ventana con cristalinas formaciones de piedra negra detrás de ella. Siente la fría dureza, y escucha el chirrido de la tierra. Cualquier ser o fuerza que tenga que ver con el elemento tierra vivirá y se manifestará desde esta pared.




10. Mira hacia arriba encima de estas paredes. En lugar de un techo, visualiza un cielo estrellado. Cualquier ser o fuerza que tenga que ver con las estrellas o los planetas se manifestará desde encima de ti en esta expansión estrellada.
11. Mira directamente encima de tu cabeza. Visualiza un globo de pura luz blanca directamente encima de ti. Este es tu punto de conexión con la consciencia cósmica. Siempre estará ahí en tu templo interior.
12. Mira alrededor de tu templo y empieza a orientarte dentro de él. Usa todos tus sentidos internos para hacerlo tan real para ti como sea posible. Este es el lugar donde tu magiak empieza.
13. Cuando estés preparado, gira a la pared oeste y visualiza una puerta. Pasa a través de la puerta de vuelta a tu consciencia corporal usual. Retorna a la consciencia normal, sabiendo que tu templo estará ahí de nuevo la próxima vez que lo necesites.

-Apéndice 5-

Los Elementos y los Planetas

     La mayoría del trabajo práctico está categorizado como elemental o planetario. Incluso si tu trabajo te lleva más allá de estos principios básicos, todavía forman el núcleo de la mayoría de sistemas mágicos modernos. La mayoría de la gente está al menos vagamente familiarizada con los cuatro elementos - fuego, aire, agua y tierra - ya que han sido parte de la tradición mágica Occidental por miles de años. Las cualidades básicas de los elementos son:

     Fuego calidez y sequedad, y la cualidad de la expansión
     Agua frialdad y humedad, y la cualidad de la contracción o disminución
     Aire calidez y humedad, y la cualidad de la ligereza
     Tierra frialdad y sequedad, y la cualidad de la pesadez

     Estas ideas y las fuerzas sutiles detrás de ellas pueden ser usadas para crear cambios en ti y en el mundo. El fuego energetiza, el agua calma, el aire inspira y la tierra manifiesta. La tabla 4 da unas pocas formas prácticas de dirigir estos cuatro elementos en tu magiak.

Tabla 4. Propósitos Mágicos para los Cuatro Elementos

Fuego
éxito inspirador, creación de pasión, obtención y mejoramiento del sexo, creación de amor sexual, aumento de la creatividad, desarrollo de fuerza, reforzamiento de la voluntad
Agua
creación de amistad, atracción y comprensión del amor, incremento de la tranquilidad, asistencia a través de la curación emocional y espiritual, calma o cambio de las emociones, consecución del descanso necesario, mejoramiento del entendimiento
Aire
incremento de la educación, mejoramiento de la memoria, aumento del intelecto, aprendizaje y enseñanza, mejoramiento de la comunicación, ánimo para viajar, inspiración para escribir, desarrollo de nuevas teorías, organización de tus cosas
Tierra
atraer dinero, obtención de trabajos, consecución de promociones, mejoramiento de las inversiones, edificación de tu salud física, mejoramiento de los negocios, edificación y mejoramiento de tu cuerpo físico, construcción de edificios y planes, mejoramiento de la apariencia física, entendimiento y capacidad para hacer las paces con el materialismo

     Las fuerzas de los siete antiguos planetas también son una parte importante de la magiak práctica. Por supuesto, estas fuerzas no vienen directamente de los planetas, sino que son más bien ideas arquetípicas asociadas conceptualmente a los conceptos poéticos de los planetas.

      Luna imaginación, instinto, subconsciente, emoción
      Mercurio razón, comunicación, lógica, conocimiento
      Venus amor, pasión, estética, nutrición
      Sol belleza, armonía, equilibrio, totalidad
      Marte justicia, entereza, fuerza, violencia
      Júpiter generosidad, abundancia, liderazgo, visión
      Saturno estructura, limitación, seriedad, responsabilidad

    La tabla 5 da unas pocas formas prácticas en las que puedes dirigir las energías planetarias a tus propósitos mágicos.

Tabla 5. Propósitos Mágicos de los Siete Planetas

Luna
incremento de la imaginación, mejora del instinto, conexión con el subconsciente, alteración y desarrollo de la emoción, conexión con el mundo astral, desarrollo de la clarividencia, elevación de los sueños, trabajo con el mar
Mercurio
desarrollo de la razón, mejora de la comunicación, volverse más lógico, ganar conocimiento oculto, éxito en exámenes y pruebas, seguridad y rapidez al viajar, éxito en los negocios, mejora de la capacidad de escribir, entrar en la escuela y lo sucesivo, aprendizaje de la ciencia, medicina o matemáticas, desarrollo de la mente, automejora en general, entendimiento de la estadística o el cálculo o los sistemas
Venus
conseguir el amor, creación del deseo, mejora y desarrollo de la estética, hacerse más cariñoso, aumento de la belleza, aumento del placer, apreciación y creación del arte, provocación de lujuria, mejora de la feminidad
Sol
creación de armonía, mejora del equilibrio, establecimiento y comprensión de la totalidad, desarrollo de amistades, mejora de la salud y vitalidad, recuperación de la juventud y belleza, encuentro de la paz, experiencia de la iluminación, obtención de ingresos de dinero, poder divino
Marte
traer justicia a una situación, desarrollo de la fuerza y pasión, aplicación de la fuerza, comprensión y dirección de impulsos violentos, aumento de la energía, creación o paralización de la guerra o los pensamientos belicosos, uso de la agresión, desarrollo del coraje, ganar en competiciones, mejora en atletismo, aumento de la masculinidad
Júpiter
aumento de la generosidad, creación y entendimiento de la abundancia, desarrollo de las habilidades de liderazgo, convertirse en un pensador visionario, recepción de favores, adquisición de influencia y prestigio, adquisición de abundancia, solución de asuntos legales, obtención de buena fortuna, expansión personal
Saturno
comprensión y creación de estructuras, superar o crear limitaciones, desarrollo de la responsabilidad, hacerse más serio, entendimiento de la reencarnación, comprensión de la muerte, recepción de herencias, extensión de la vida


      Cuando estés conduciendo magiak práctica con estas energías planetarias y elementales, crea conexiones con ellas a través de objetos y visualizaciones que sean congruentes con las energías. Uno de los mejores lugares para encontrar tales correspondencias está en el libro de Aleister Crowley 777. Puedes elegir apropiados inciensos, colores, formas geométricas, piedras, plantas, dioses y muchas otras cosas para crear un entorno que recuerde a la mente instantáneamente las energías de estos conceptos.
     Una de las formas más fáciles de crear una atmósfera apropiada para el trabajo con estas energías es el color. El efecto del color sobre la consciencia es muy poderoso. A menudo es bastante por sí mismo para asegurar la conexión con el estado de ánimo apropiado. La tabla 6 da las correspondencias de color tradicionales.
     Cuando forjas estos colores poderosamente en tu imaginación, formas una atmósfera maravillosamente conducente para tu magiak. También puedes usar ropas y velas de colores en tu área de trabajo para aumentar tu imaginación y potenciar tus ritos.

Tabla 6. Correspondencias Elementales y Planetarias de Color

Fuego
rojo o rojo-anaranjado
Agua
azul o azul-verdoso
Aire
amarillo o azul
Tierra
verde, negro o marrón
Saturno
negro o índigo
Júpiter
azul o violeta
Marte
rojo
Sol
amarillo u oro
Venus
verde
Mercurio
naranja o colores mezclados
Luna
violeta, azul o plateado

------------------------------------------


Este texto ha sido extraido de un libro muy interesante que te recomiendo compres para tu biblioteca personal en el siguiente enlace:




3 comentarios:

  1. Muchas, pero muchas gracias, ya descargué el texto desde scribd.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  2. Hola Epiphanes,

    Gracias de nuevo, todo un placer servirte.

    Manon

    ResponderEliminar
  3. 93! Gracias Manon, por este mgnífico sitio.
    Saludos, In L.V.X. Et N.O.X.
    156/666/418
    93: 93/93

    ResponderEliminar